News Release Header
For Immediate Release:
October 05, 2011
Media Contact:
Marta Martínez-Alemán

305-636-2331

La Comisión del Condado aprueba la ordenanza para crear un equipo de trabajo para combatir el robo de chatarra


El 4 de octubre del 2011, la Comisión del Condado de Miami-Dade aprobó una ordenanza que creó un equipo de trabajo para combatir el alza de robos de chatarra y alambre de cobre en la comunidad.  La legislación, patrocinada por la Vicepresidenta Audrey M. Edmonson, estipula que el nuevo equipo de trabajo va a formular recomendaciones a la Junta acerca de la imposición de ordenanzas que regulan a los chatarreros y procesadores de metal descartado.    
                     
De acuerdo con la ordenanza, el hecho de que el precio de metales, especialmente cobre, se ha disparado, ha resultado en un aumento considerable en los robos de cobre, aluminio y otros materiales de metales ferrosos y no ferrosos en el Condado de Miami-Dade.  Estos robos incluyen materiales de metales de postes de luz, lo cual resulta en apagones y ponen en peligro la salud, seguridad y bienestar del público, en particular los de avanzada edad y los niños.  De acuerdo con el Departamento de Transporte de la Florida (FDOT, sigla en inglés), 30 luces a lo largo de I-95 entre NW 30 y 79 Streets han sido objetivos de robo tan solo en el año pasado.  Esto se ha convertido en una carga económica para Miami-Dade ya que el Condado está obligado a gastar fondos para reparar o reemplazar las luces de las calles que son del Condado y que han sido robadas o vandalizadas.  Cuesta aproximadamente $1,000 a $1,500 arreglar cada poste dañado.    
                           
Además, luces de calle defectuosas que han sido despojadas del alambrado de cobre fueron un factor en la muerte reciente de una mujer local que fue atropellada cerca de Northwest 7th Avenue y 59th Street por un conductor que no logró verla debido a la oscuridad. 

"Aquí no hablamos de vandalismo insignificante.  Alguien a muerto debido al robo de alambre de cobre", dijo la Vicepresidenta Edmonson. "La propiedad pública es dañada o destruida con el solo propósito de forrar los bolsillos de criminales al vender materiales adquiridos ilegalmente.  Este equipo de trabajo se esforzará conjuntamente con nuestros chatarreros y procesadores locales para concientizarlos acerca de las repercusiones de aceptar metales robados.  Nosotros queremos que los chatarreros legítimos sigan con sus negocios y contribuyan a la economía del Condado".    
                            
El equipo de trabajo propuesto formulará recomendaciones acerca de cómo imponer y enmendar ordenanzas que regulan a los chatarreros y procesadores de metal descartado, al igual que educará a comercios y a la comunidad acerca de los efectos de tales ordenanzas. El equipo de trabajo estará compuesto por 21 miembros nombrados por la Comisión de Miami-Dade, varios municipios y directores de departamentos de Miami-Dade, la Liga de Ciudades, la oficina del procurador del estado en Miami-Dade, Florida Power & Light y los residentes.