News Release Header
Para Divulgación Inmediata:
Julio 02, 2012
Enlace de Prensa:
Marta Martinez-Aleman

305-636-2331

Advertencia a residentes de Miami-Dade sobre los peligros de los disparos festivos durante la rueda de prensa y movilización de la campaña "Una bala mata la fiesta"



La Vicepresidenta Edmonson pide encarecidamente que cesen los disparos festivos el Día de la Independencia.
(Foto: Armando Rodríguez/Condado de Miami-Dade)

El Día de la Independencia es una jornada de festejos, pero los funcionarios están advirtiéndoles a los residentes que celebrar con disparos puede dar lugar a heridas o la muerte de víctimas en forma involuntaria. El 2 de julio del 2012, la Vicepresidenta de la Comisión de Miami-Dade Audrey M. Edmonson se unió al Alcalde de la Ciudad de Miami Tomás Regalado para su conferencia de prensa y movilización anuales “Una bala mata la fiesta” en el Parque de Soccer del Pequeño Haití. Los funcionarios electos, así como miembros de agencias del orden público y del clero, pidieron a los residentes que piensen dos veces antes de disparar al aire.

Conforme a la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF, por sus siglas en ingles), las balas disparadas al aire pueden llegar a alcanzar una altura de dos millas y luego caer de 300 a 700 pies por segundo. La vicepresidenta Edmonson participa en este mensaje público antes de cada Día de la Independencia y cada Año Nuevo para advertir de los disparos festivos.  

«Es sencillo: todo lo que sube debe bajar», dijo la vicepresidenta Edmonson. «Toda bala que se dispara al aire es un peligro potencial para las personas que están cerca. Es posible que sólo estén celebrando, pero están poniendo en riesgo la vida de sus vecinos. Por favor, guarden las armas de fuego y celebren el Cuatro de Julio sin peligros».

Para solicitar más información, sírvase comunicarse con la oficina de distrito de la Vicepresidenta Edmonson por el 305-636-2331.